lunes, 20 de febrero de 2012

¤¤¤ EL LABERINTO DE MI VIDA ¤¤¤


 

EL LABERINTO DE MI VIDA.


Me sorprendí deduciendo, las épocas que perdí,
tratando con mucho ahínco construir mi vida en sueños,
levantando fortalezas de invenciones con escalas
que a ningún lugar llegaban.
Construí ilusiones falsas y de frágiles cimientos...
que se quebraban de miedo porque no calculaba,
cuando la vida me daba…,
solo senderos ciegos.

Me trepé por los andamios, buscando la dirección
de mis quiméricos sueños... dibujando una salida
que me llevara de vuelta,
pero me ganó la ausencia el cansancio y la razón...
se me murieron las fuerzas en mi eterno recorrer,
tras la esperanza negada en busca de una ilusión,
volviéndoseme la vida ...
un oscuro carrusel.

El fiasco de mis atajos en mi eterno desfilar...
me atraparon sin piedad, desmoronando mis logros
ya agotados de sudar...
entre idas y venidas en nocturno deambular,
hoy solo me quedan sombras para volver a empezar…,
y así poder encontrar esa fuerza que me guíe...
esa ilusión que me obligue
otra vez…a caminar.

Autor - Sonia Mena (Solina)
© Copyright
(derechos reservados)

4 comentarios:

Osvaldo Rene Alberto dijo...

No te preocupes por esas sombras que te quedan, tú puedes caminar entre ellas, es esa ilusión la que te tiene que guiar y obligarte a caminar de nuevo pero ya fuera de esas sombras. Tienes todo para lograrlo, solo convence a tu voluntad.
Me acaricia tu pluma cada vez que te leo, gracias por tanto encanto.
Te dejo un beso.

manuel fernando dijo...

Gracias mi buena amiga por acariciarnos nuestro corazón con la sublime belleza en cada verso de tú preciosa poesía. Que pases una feliz semana llena de sensaciones positivas. Un beso desde la distancia de un amigo.

Saudades8 dijo...

Emprendo el camino, dejé atrás mucho desatino, muchas renuncias y mucha falsedad, pero hago camino con el alma limpia, sin malos recuerdos, y te doy mi mano para que avances de nuevo, para que encuentres tu destino.

Un beso,

Solina dijo...

Mi querido Osvaldo como siempre tu ternura llenando de esperanzas mi alma, te quieromucho mi Poeta.

Manuel Fernando, gracias por brindarme tu amistad y tus palabras llenitas de cariño.

Mi querido Sau... tu corazón de azucar brindando siempre un consuelo... que yo acepto desde la distancia, gracias mi buen amigo.